Noticias

  • Sep

    25

    2017
img

Hospital de Especialidades Pediátricas insta a la donación de sangre de forma voluntaria

Cada 14 de junio se conmemora el Día Mundial del Donante de Sangre

Hospital de Especialidades Pediátricas insta a la donación de sangre de forma voluntaria

La campaña de la Organización Mundial de la Salud se centra en la donación durante las emergencias

Cada 14 de junio se conmemora el Día Mundial del Donante de Sangre, por ello, la Fundación Hospital de Especialidades Pediátricas (FHEP), de Maracaibo, se une a la campaña anual para generar conciencia en la población  e instar a la donación de forma voluntaria. El lema de este año es “Dona Sangre. Dona Ahora. Dona a Menudo”.

El centro asistencial posee un banco de sangre en donde se recibe a los donantes y luego se ofrece un pequeño refrigerio. La atención es integral. Se explica al voluntario los aspectos relativos a la donación y se recomienda ingerir mucho líquido durante el día, evitar esfuerzos físicos y labores extenuantes. 

Richard Hill, Secretario Regional de Salud y presidente de la FHEP, explicó que la sociedad debe tomar conciencia sobre la importancia de donar sangre para ayudar a quienes lo requieran.

“Una base estable de donantes regulares y voluntarios garantiza un suministro constante de sangre no contaminada. Hacemos un llamado a la colectividad en general a que se acerque al hospital y se entreviste con los especialistas del banco de sangre para determinar si es un posible donante. Donar sangre es donar vida, en este caso ayudan a los niños y adolescentes que acuden al centro asistencial”.

Asimismo indicó que existen ciertas limitaciones para donar como haber padecido hepatitis, tener VIH/Sida, enfermedades cardiovasculares, diabetes o hipertensión arterial grave. Tampoco pueden ser donantes las personas con antecedentes de alcoholismo, que tengan tatuajes o piercing, o sean consumidoras de drogas.

La campaña de la Organización Mundial de la Salud se centra en la donación durante las emergencias. En la última década, los desastres han provocado más de un millón de víctimas mortales, mientras que las personas afectadas anualmente por emergencias superan los 250 millones.